Las especificidades de la ley islámica
08/21/2016
206
No hay comentarios
participación tema

El orientalista David Santillana escribió en su libro El legado del Islam: «Estamos tratando en vano de encontrar bases unificadas para las leyes orientales y occidentales (la islámica y romana). La sharia islámica cuyos principios son fijos no puede ser atribuida a nuestra legislación ya que es una ley religiosa que cambia nuestras ideas.»
«Puesto que la ley islámica tiene como objetivo el interés de todos, es evolutiva en contraposición a nuestra religión en algunos aspectos. Dado que se basa en la dialéctica y la lengua, no puede ser, desde luego, rígida. »
En La historia de las civilizaciones, Will Durant dice: «Los principios del Islam, la moral, el derecho y la gobernabilidad se basan todos en la religión. El Islam es el más sencillo y claro de todas las religiones. Tiene como fundamento el testimonio de que no hay más dios que Allah y que Muhammad es su Mensajero.»
El otro orientalista francés Maxime Rodinson que era un partidario de las ideas comunistas también escribió en El legado del Islam: «El Islam concilia entre la llamada a una vida moral y las necesidades del cuerpo, los sentidos, la vida y la comunidad. En resumen, es una religión muy cerca de la religión natural en la que creía la mayoría de los hombres de la Ilustración.
La Sharia se caracteriza por ciertas propiedades como:
– El realismo: toma en cuenta la realidad de los contribuyentes en el momento de promulgar disposiciones de la legislación como la prescripción de ciertos factores atenuantes como por ejemplo el caso de la dirección de la Meca, el uso de la tierra cuando no hay agua para la ablución, comer alimentos prohibidos cuando sea necesario, porque Allah dijo: » no obstante quien se vea obligado a hacerlo en contra de su voluntad y sin buscar en ello un acto de desobediencia, no incurrirá en falta.»(Al-Baqarah: 173)
– La moderación: es decir, buscar puntos de equilibrio entre dos cosas opuestas; es lo que da fuerza y ​​regularidad. Así la sharia incentiva para adoptar el valor que se sitúa entre la cobardía y la temeridad y el gasto que viene entre la avaricia y el despilfarro, «Y no tengas el puño cerrado, asfixiándote, ni lo abras del todo, pues te quedarías reprobado y desnudo. «(Al-Israa: 29).
– La sharia y el derecho positivo son consistentes sobre la pena asignada al infractor de las disposiciones en la vida aquí. Mientras que el derecho positivo no condena al hombre en el más allá, la sharia sí lo hace combinando las dos cosas.
– La sharia combina también entre la estabilidad y la flexibilidad. Es estable y flexible en cuanto a las bases y flexible para los aspectos secundarios. La rigidez permite proteger sus bases y la flexibilidad para responder a los cambios de la sociedad.
– Busca el equilibrio entre los intereses del individuo y los del grupo. A diferencia de las leyes humanas, la sharia busca el equilibrio entre los intereses del individuo y el grupo y nunca prevalece uno a expensas de otro.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *